Trascender las elecciones (1)

 Mis queridos Amigos y Hermanos, para nadie pasa desaprecibido que estos días han venido significado, y por algún tiempo seguirán, una completa oscuridad en cuanto al futuro de nuestro México. Dejando de lado ahora las mentiras y los intereses de grupo o de personas que significan los partidos políticos y sus candidatos, que únicamente nos cuentan como necesarios para acceder o mantener el poder, y sin atender demasiado a las declaraciones alocadas del presidente estradounidense, Donald Trump, pienso que nuestro enfoque sobre la confusa realidad que vivimos debe ser doble: uno, tomar o recuperar nuestra capacidad para pensar, razonar libremente, aplicar nuestras facultades para difeenciar entre la mentira y la verdad, entre lo cierto y el error, entre la intención de manipular nuestra voluntad con los medios de comunicación y en las redes sociales, y lo que es una nota periodística sustentada en fuentes fidedignas, lo que es un criterio de verdad sustentado en referencias que se pueden consultar.

Y dos, ante el acoso de los insultos y de las burlas, de las descalificaciones y de los revanchismos entre todos los partidos políticos y sus candidatos, es difícil actuar como seres humanos libres de prejuicios y de miedos; pero debemos intentarlo para pensar y actuar en un México y en unos mexicaanos que vivirán tres o cuatro generaciones después de nosotros. Tenemos una grande y grave resposnsabiliad, que sólo podremos cumplir debidamente y con provecho si tenemos claro, sin prejuicios ni temores, el México que queremos para nuestros hijos y los hijos de nuestros hijos y más allá. Por lo menos hágamos el intento. Por lo menos no permitamos que nadie nos trate como títeres ni como idiotas útiles. Debemos contemplar un futuro tan limpio que trascenda estas elecciones de 2018. Con el permiso de ustedes seguiremos compartiendo estas reflexiones, y esperamos sus comentarios para enriquecernos todos. Saludos cordiales.

One comment

  1. Me parece interesante lo que menciona en el artículo. Sin duda hemos de trascender la visión simplista de lo que actualmente entendemos por Racionalidad. Creo que realmente hay que replantearnos a qué llamamos Racional o Racionalidad. Creo que un ser humano es realmente racional, conforme vive entendiendo que la parte racional, sentimental y lo demás, están conectados entre sí. No hay una división tajante. Por ello, alguien que sea realmente racional, incorpora y en consciente de todos los aspectos sentimentales, así como de cualquier otro que haya, tanto en él/ella, como en los demás. De lo contrario, cualquier sistema intelectual (por más racional que se le considere), en el fondo no es más que un sistema de actuación rígido y mecánico. Cualquier sentimiento de odio, miedo, etc., puede dar origen a un sistema racional que lo sustente y lleve a la acción. Basta ver las elaboradas clasificaciones de castas en las Américas, o la exquisita racionalidad del científico nuclear que desarrolla un nuevo detonador, etc. Muy racionales dentro de su limitado esquema, pero fuera de toda coherencia en sentido general. Un saludo. customer essay write custom essays

Deje una respuesta.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *